Fulanito Pérez quiere ser tu amigo a como dé lugar

0

Y así fue como alguien que insistentemente quería ser mi amigo pasó de solicitar 1 hangout por segundo, a mandar mails saludando que sigue al rato me va acosar por Facebook, luego por twitter, me va a seguir en foursquare; a veces la gente o el cariño puede ser algo muy extraño tanto que raya en lo sofocante.

Ok, lo entiendo perfectamente y es muy razonable que todos quieran ser mis amigos, porque soy honesta, carismática, ocurrente, simpática, bonita, poco modesta, etc, así que entiendo esa necesidad imperante de ser mi amigo por cualquier medio posible, pero solo lo entendí después de racionalizarlo con la lupa correcta, o sea con el ego inflado como te diste cuenta; porque antes de eso yo estaba pensado y quien carajos es FULANITO PEREZ y porque que me manda mails, invitaciones de Hi5 que ya nadie usa, Hangouts en google plus, pues que más quiere ¿ver mis tuits o ser mi intimo en el face?, ¿qué es lo que quieres usuario random que por todos los medios posibles digitales quieres ser mi amigo?

En ese momento es cuando surge todo el debate y polémica detrás del peligro de las redes sociales, como una simple acción como añadir a alguien puede convertirse en una extraña obsesión, digo, una cosa es concordar con alguien y hasta cierto punto coincidir con su visión de las cosas, claro, para seguirle la pista a ese blogger, tuitero, facebokero o lo que sea pues lo añades, creo que todos hemos añadido a alguien pero otra cosa es y una muy peligrosa que pretendas establecer una relación romántica con alguien que conoces por internet.

Por qué asumo que quería algo romántico o conocerme de una forma más personal, mmmmm, experiencia, digo, mucha gente me agrega diariamente a través de diversos medios digitales y las conversaciones son normales pero cuando alguien empieza a preguntarte ¿a qué hora sales por el pan?, ¿qué haces?, ¿cuáles son tus hobbies?, ¿eres soltera?, ¿tienes pareja?, ¿por qué no?, como que empiezas a sospechar algo, y se delatan con el ¿tienes pareja?, aunque debí haber sospechado con ¿a qué hora sales por el pan?

Saben que es lo peor, que ni siquiera son personas que me encontraron por mi blog y leyendome diariamente descubrieron que mi personalidad les gusta, naaaaaaaa, no es un romance platónico, es más bien pinche gente loca que se pone a buscar en Facebook y Google Plus gente con fotos agradables y listo, ERES SOLTERA CASATE CONMIGO, wey que pedo con la pinche gente loca.

Me gustaría ser clara y no pretendo ofender a nadie y mucho menos a la bella gente linda de diferentes países y edades que me agrega a su vida a través de redes sociales, que finalmente esas personas y yo somos más parecidas de lo que cualquiera pueda sospechar. Mi queja es con la gente random, la gente loca, que pretende iniciar una relación con alguien que conocieron en Facebook, eso se me hace una locura, así como la insistencia que se genera para obtener la atención de esa persona, casi obsesiva, pero quien me manda a aceptar desconocidos, mmmmmm, pues no tengo una manera tangible de distinguir a LOCOS de amigos que me encuentran en la red por El Blog de Yes.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More