Filosofando No te stalkeo pero sé todo de ti

No te stalkeo pero sé todo de ti

-

Stalkear o no stalkear, esa ahora es la cuestión.

Ya sé, incluso para nuestros estándares actuales, eso de stalkear, sin importar lo común que termine siendo, es un comportamiento que todos consideramos extraño y negativo, claro, hasta que es uno mismo cuando stalkea, eso pasa de ser una cosa aberrante a hacer una cuestión común y cotidiana.

Pero así sucede siempre, y cuando algo se hace de forma personal, está bien, pero si lo hace alguien más, es un monstruo. Eso sucede con la cosa de stalkear, y cualquier persona que no seas tú, si lo hace, es de psychos, pero cuando eres tú, es solo un poquitín de curiosidad, digo, más ahora cuando todos ponen fotos, videos y textos sobre su día a día, minuto a minuto, no es stalkear, porque finalmente la persona lo comparte y Facebook me lo muestra.

Así que eso implica que no te stalkeo pero sé todo de ti, gracias a la constante necesidad de las otras personas de compartir su información como si fueran coberturas minuto a minuto de su día.

via GIPHY

Eso termina siendo muy interesante, porque nos plantea una pregunta filosófica fundamental uno stalkea o uno simplemente recibe información.

¿Cuál es la diferencia?, ¿dónde radica el límite entre ser un horrible acosador de redes sociales o simplemente ser un espectador pasivo de lo que otra persona comparte en internet?

Bien, creo que todos usamos el termino stalker como algo muy malo, menos cuando lo hacemos, insisto, pero, cuando descubrimos que alguien es un fan intenso que se la vive viendo y devorando la información que compartimos, sabiendo mucho, ahí detectamos a un stalker, una horrible persona que no tiene nada que hacer, más que estar al pendiente de lo que hace otra persona.

Pero, qué pasa cuando de forma instintivamente la otra persona, la stalkeada, comparte de una forma indiscriminada su información, digo, cuando subes fotos, videos o pensamiento esperas que lleguen a alguien, que alguien esté pendiente de todos esos contenidos que generas y no solo para darles like, sino para en verdad interactuar con ellos, prestarles atención y saber qué es lo que está sucediendo contigo.

Entonces termina siendo confusa la diferencia entre un stalker y una persona muy informada sobre ti, sobre todo cuando eres tú quien decidiste compartir esa información.

via GIPHY

Así que, ¿dónde está la línea entre stalkear y recibir información?

Tal vez sea algo que nunca podamos entender, porque ahora no se necesita ser stalker profesional de alguien en particular, para saber todo acerca de esa persona, porque la cantidad de información que llega, sin buscarla o solicitarla, puede convertirnos a todos en stalkers.

Eso plantea dudas filosóficas sobre que tanto deberíamos o no compartir en nuestras redes sociales, y que tanto tiene la culpa el stalker y el stalkeado.

Previous articleOdio ser pendejeada
Next articleEl chat de Facebook
Yeshttps://elblogdeyes.com
Bloguera de hueso colorado desde el 2008. Porqué siempre hay algo que decir yes@elblogdeyes.com

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Últimas Noticias

Razones para no comprar las cubiertas faciales deportivas de Reebok y adidas

Últimamente un accesorio muy importante y vital para recuperar nuestra vida, bajo la nueva normalidad, es el...

Puerto Vallarta le da la bienvenida al turismo

Gracias a su excelente conectividad vía aérea y terrestre, Puerto Vallarta invita a aprovechar su codiciado clima,...

Nueva cerveza Baja Hidromiel

Baja Brewing Co. presenta: Baja Hidromiel, una cerveza de edición limitada elaborada con miel de la localidad...

Descubre la historia de Jalisco a través de sus leyendas

Playas, campos tequileros y orfanatos, son lugares que protagonizan los más increíbles relatos de Jalisco, historias que...

Plaza Universidad anuncia reapertura para el 6 de julio

Con el semáforo sanitario en naranja, muchos negocios dedicados al entretenimiento comienzan a reabrir sus puertas a...

Dos tendencias de skin care que nos ha dejado la pandemia y cómo integrarlas a tu rutina de belleza

Llegamos a la mitad del 2020 en medio de una pandemia de Coronavirus (Covid-19) que nos ha...

No te pierdas...Buenísimo
Recomendados para ti!