Perderse en la Ciudad de México, es muy fácil

2

En una Ciudad tan grande como lo es el Distrito Federal es demasiado fácil perderse ya sea en coche ó caminando, inclusive podría decirse que es igual de posible perderse en el metro o un taxi te haga dar miles de vueltas para cobrarte una tarifa exuberante.

Como parte de una racha de mala suerte los capitalinos debemos de convivir con miles de calles en remodelación, reconstrucción, repavimentación y todos los RE´S que se puedan imaginar. Y por si fuera poco la nueva línea del metro y los montones de puentes que se construyen diariamente hacen imposible circular con normalidad estas calles que siempre están cambiando de sentido ó siendo cerradas.

Notas Relacionadas

Vendedores que te tratan mal

Lo que pensamos antes de dormir

¿Contratar amigos?

Mom´s Celebration de Sparklers

Es por eso que todos los defeños deberíamos integrarnos a la cabeza un GPS para saber como circular sin perdernos, por que por más que escuchemos el reporte vial el perdernos es el pan nuestro de cada día. Y si a eso le suman el pánico de la inseguridad hace que sea el terror de cualquiera la posibilidad de perderse.

Resulta que siendo “probabilisticamente” muy posible el perderse, por que todos se angustian tanto ó se estresan. Mejor disfrutar de perderse y verlo como una actividad educativa y recreativa en vez de tomarlo como una sentencia de muerte.

Estas dos filosofías de vida las he visto muy de cerca y de frente a la cara.

La primera y sanamente divertida la viví con Ana, cuya frecuencia para perderse es de una por día; pero lo mejor de perderse con Ana es que a ella le vale gorro, se divierte, se ríe y canta hasta que da con una avenida principal y ubica nuevamente su rumbo. Eso de las preocupaciones por llegar tarde, por si se encuentra en peligro, por si tiene que dar vueltas prohibidas o andar en doble sentido no le van, ella sonríe y sigue, haciéndome a mi su copiloto participe de dicha aventura. Es más hasta nos ponemos a platicar sobre cualquier cosa absurdamente interesante.

Pero si te pierdes con mi Papá UUUUUUUUU, asegúrate el cinturón y preparare para una experiencia salida de una película de horror. Si te acuerdas del increíble Hulk, así es como se pone mi señor padre cuando se da cuenta de que esta perdido, su nivel de stress se eleva al cielo, sus pupilas se dilatan, su sentido común y sobre todo su sentido de la calma desaparecen para presentarle al mundo a Mr. Hyde.

Si yo me perdiera, seguramente me pasaría como Ana seguro siempre llegaría tarde, pero por lo menos sería una aventura divertida y no una película de horror.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More