Brújulas

0

Las brújulas un invento que se creó en China en el siglo IX, dice la leyenda, ah no verdad, aquí no dice la leyenda y más bien es la historia la que documento este gran artefacto que sirvió durante muchísimo tiempo para guiar a marineros, y todo tipo de viajero a encontrar su rumbo y su destino.

MMMMMM, debería de buscarme entonces una brújula de vida, seguramente en vez de apuntar siempre al norte ella lo haría hacia lo más adecuado para mí, de esa manera yo solo caminaría en esa dirección; es que verán normalmente me siento perdida, creo que para variar sería bueno sentir que sé a dónde voy. Si bien ya no hay brújulas como las que se hacían antes con agujas en agua o con ejes rotatorios para apuntar al norte magnético con la rosa de los 4 vientos, ahora smartphones integran este sistema de orientación que ayuda saber siempre a donde dirigirte o a dónde quieres ir.

Notas Relacionadas

Tinder para ir a cenar

¿Soy workaholic?

Antidieta del fin de semana

¡Sorpréndeme!

Repito como que alguien debería inventar brújulas de vida y la rosa de cuatro vientos debería apuntar hacia “buen camino”, “camino a la perdición”, “la vas a cagar” y “no es una buena idea”, todo sería más fácil, si supiéramos que camino elegir siempre creo que nuestras elecciones de vida serían más simple, así de plano solo la riega quien quiere regarla.

En tiempos anteriores uno necesitaba orientación para no perderse, para encontrar el norte, siempre el norte, todos debíamos ir al norte, o bueno ubicando el norte encontrabas la dirección que estabas buscando, pero con un jodido GPS quien necesita saber dónde está el norte y donde el sur, ahora no más le picas al cel o le dices “Siri, llévame al cine más cercano” y listo, ya no tienes ni siquiera que ubicarte.

Además yo siempre me he preguntado por qué siempre te mandan al norte, algún sentido práctico debe haber que seguramente se explica en la Wikipedia pero me da flojera buscar. Recuerdan todas las películas de gente perdida y por alguna estúpida razón todos llevaban brújula y era imperativo ir al norte, digo, quien trae una brújula aunque se vaya de fin de semana al bosque, nadie, además, que hay en el norte, yo creo que si me perdiera en un bosque, selva, mar o lo que sea me perdería más aun con brújula y yendo pal norte, carajo, creo que con brújula o sin brújula estaría perdida.

De verdad, por qué la gente perdida va al norte, más bien la gente estúpida cuando se pierde va al norte y cualquiera con algo en el cerebro usaría esta rosa de los cuatro vientos para ubicar un lugar seguro ya sea en el norte, sur, este u oeste.

No se trata de ir a donde te dicen que debes ir, sino usar el cerebro para descubrir la dirección que debes tomar, así si son útiles las brújulas, pero si no tienes idea de nada, entonces ni la saques de la mochila y mejor deja que te guie el instinto.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More