Se me olvido ese cumpleaños

0

Damn!

Carajo, maldito seas Facebook, que paso con ese trato que teníamos tú y yo para que me recordarás siempre los cumpleaños de todos; carajo, creo que ya te están empezando a afectar ese montón de actividades que realizas con todos, sin embargo te recuerdo que teníamos un único trato y yo entraba a visitarte para que me recordarás los aniversarios, pero ya ni eso haces bien. Tengo que confesarlo y decirte que estoy muy decepcionada de ti, tanto que estoy pensando muy seriamente en relevarte de esa sagrada tarea de recordarme los cumpleaños de mis amigos y asignársela nuevamente a mi mamá; pero eso me recuerda que ella tampoco es muy eficiente para recordarme fechas, pues sabes que Facebook le asignare esa tarea a Siri y a mi agenda o mejor dicho a los recordatorios, como ves, no necesito tus avisos o notificaciones, las cuales muy eficientemente no me llegan nunca.

No me culpes a mí del olvido por nunca entrar al Wall general a leer las noticias de los demás, por dios, que clase de persona tan chismosa crees que soy, que solo está al pendiente de las cosas de los demás, por favor que tienes en la cabeza, además recuerda que solo entro a mi perfil a ver mis notificaciones. Pero me pregunto, que acaso no podrás tener una sección de recordatorios arriba de las personas que están conectadas al chat, ¿Qué acaso no puedes?

Ok, ok, ok, no es culpa de Facebook y acepto que si entrará por lo menos a la página principal de bienvenida una vez al día me enteraría de las novedades de todos y por supuesto tendría oportunidad de consultar los avisos y cumpleaños que no debo olvidar para hacer una felicitación diplomática y polite sobre ese aniversario de vida. Debería hacerlo, pero por alguna extraña razón tiene muchísimo tiempo, tanto que incluso se podría contabilizar en años, que no entro a mirar las novedades y updates de todos, ya sé que así funciona esta red y es así como uno se relaciona con los demás, pero estoy en contra del chisme y no quiero sonar arrogante, pero digo, ya soy una blogstar, como yo podría estar leyendo información sobre los demás, es al revés, jajajajajajajaja.

Pero fuera de payasadas y bromas, deje de consultar el Wall general porque generalmente terminaba sacada de onda, o haciendo esta cara o_O, leyendo la información de los demás; lo que me hacía preguntarme y muy seriamente porque era amiga, conocida o familiar de personas tan ignorantes o intolerantes, así que para no tener discrepancias morales o intelectuales con mi red de personas conocidas, opte saludablemente por no mirar esa información; lo malo, sí, tenía que tener algo malo esta estrategia, es que me pierdo de los recordatorios de cumpleaños.
Aunque olvidar un cumpleaños es una de las groserías más imperdonables que puede tener alguien, sin olvidar mencionar que tu amigo puede enojarse de una a dos semanas por tu olvido y exigirte una gran compensación monetaria en forma de regalo por el daño psicológico que le causaste con tu olvido.

Y es que el olvido involuntario, como lo dijo Miguel de Unamuno en uno de sus mejores cuentos, suele ser una grosería imperdonable y en algunas ocasiones esas son las peores ofensas, esas que se infligen sin intención, o eso se dice.

Así que esta vez no puedo culpar a nadie, ni a Facebook, ni a mi mamá o a mi agenda por el hecho de olvidar un cumpleaños de mis amigos más importantes, en vez de buscar justificaciones o culpables, simplemente debería aceptar que yo olvide algo importante para personas que a mí me importan y si hubiera sido al revés, muy probablemente yo me hubiera sentido muy triste, olvidada y poco importante para esa persona.

Maldita sea mi memoria, te odio, ahora tengo que buscar un excelente regalo y una excelente forma de decir me importas, olvide tu cumpleaños, pero me importas. Maldita sea, tengo que contratar un asistente que me recuerde estas cosas e incluso compre el regalo por mí. Nota mental, contratar asistente.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More