Pensando en una canción

0

Desde que me desperté lo hice pensando en una canción, se los juro, esta vez no es choro o una exageración, hoy desperté cantando mentalmente una canción muy particular, una que tenía mucho tiempo sin escuchar, desde que me la encontré por casualidad como soundtrack de una serie de televisión en junio del año pasado, claro, en ese tiempo me gustó mucho y ahora lo sigue haciendo, no obstante tenía mucho tiempo sin escuchar esa canción o acordarme de ella, hasta esta mañana, solo abrí los ojos a las 5:30 de la mañana y ya estaba escuchando los coros de “Woo hoo hoo Ooh hoo hoo”, como si en mi cabeza hubiera un radio, uno inteligente, que me despertó escuchando esa monosílaba pegajosa que más bien parecía mantra, seguido de un estribillo que no dejaba de reproducirse en mi cabeza.

Para mi es extraño despertarme con una canción reproduciéndose en mi cabeza de esa forma, porque normalmente cuando despierto, mi cerebro no ha inicializado aún, simplemente está arrancando y al parecer hoy tenía otra cosa en la que estaba pensando de forma autónoma y sin mi autorización, ¿habrá sido mi subconsciente el que estaba pensando?

Notas Relacionadas

Entendiendo la música

¿Qué es el Chill out?

¿Qué es un DJ?

Y aún en ese momento, mientras intentaba descifrar si por fin me había vuelto loca y que era lo que escuchaba, fui consciente de que un mensaje me quería mandar, no el cosmos, sino mi cabeza, así que me puse a escuchar con atención que decía la letra, para identificar el grupo, identificar la letra y así identificar el mensaje.

Que era lo escuchaba en mi reproducción personal, además del woo hoo hoo, era un loop que repetía:

What do you say
Is this the time
For one more try
At a happy life

Eso era lo que escuchaba de forma melodiosa en mi cabeza, estaba reproduciéndose en mi mente de forma particular y con eco, ¡ah, hacía mucho tiempo que no escuchaba esa canción!

De primer instancia mi obsesión primaria fue descubrir de quien era esa canción, ¿será Arcade Fire?, no por dios, en que estoy pensando, oh tal vez si sea Arcade Fire, tan temprano en la mañana solo pensaba en que esa era una canción indie del año pasado, pero yo seguía analizando la frase, pero en español, para tratar de recordar de quien era esa canción “¿Que dices, es el momento para intentar una vez más una vida feliz?”, eso era en lo que yo pensaba, de quien es esta canción, ¿metric?, incluso en mi desvarió pensé que podía ser HAIM y bueno a esas horas no me funcionaba bien el cerebro, incluso podía haberme pasado por la cabeza el nombre Ellie Goulding, supongo que como comparten ondas indies. A esas horas de la mañana y atormentándome un estribillo de una canción, todo valía para recordar de forma completa y no parcial esa canción.

Yo seguía en mi cama escuchando ese coro, esa parte de esa canción además de los woo hoo hoo, que los tenía pegados, tan pegados como un lunes cuando estas pegado a la cama, y no descubría de quien era esa canción, era casi una tortura autoimpuesta descubrir cómo se llamaba esa canción, para escucharla inmediatamente me parará para descubrir que me quería decir lo profundo de mi mente.

¿Qué canción es?, trataba de recordar toda la letra, obsesionada con una canción, poco a poco me iba obsesionando más y más con lo que escuchaba sin poder parar esa música en mi cabeza, poco a poco pasaba de una canción maravillosa a una tortura mental a las 6:15 de la mañana, mientras una estupenda voz no paraba de cantar y repetir esas palabras, como si fuera el poema atormentante del Cuervo, pero en vez de escuchar “nunca más”, eran palabras que mi traducción simultánea no dejan de agobiarme.

What do you say
Is this the time
For one more try
At a happy life

Si bien era más importante el análisis de lo que decía la canción, de lo que me quería decir el subconsciente, yo prefería necear con la memoria, mientras intentaba pensar, descubrir, recordar, quien cantaba esa canción, tal vez si la escuchase completa y a todo volumen, dejaría de escucharse en mi cabeza, tal vez, solo podría guardar esa canción en la congeladora de mi cabeza, y seguir como siempre, seguir como si nada, seguir contenta, ignorando mis problemas, ignorando esas canciones.

Pero incluso cuando ignoras las cosas a propósito, cuando te autoimpones líneas de pensamiento, cuando te exiges líneas editoriales de pensamiento, es en esos momentos cuando el subconsciente te traiciona y te obliga a pensar en algo que deberías pensar.

Oh así lo entiendo en este momento, después de algo de análisis, e incluso para evadir ese mensaje tan perturbador, incluso en ese momento lo evadía intentando recordar el nombre de esa canción, hasta que di, LUCIUS, no sé qué canción sea, en ese momento solo pensaba en algo así como get there, no, no debe ser, don’t just sit there, debe ser, seguro es esa canción, o tal vez sea go home, pero en mi cabeza seguía esa poderosa frase y algo que me decía, no, no son esas canciones.

Maldita sea mi extraña memoria, ella sabe que canción es, lo sabe y no me quiere decir, como si estuviera jugando conmigo una especie de juego retorcido onda saw, o acaso soy yo la que está jugando conmigo, ¿acaso será?

Evitando no pensar en algo, inevitablemente terminó pensándolo; definitivamente es muy cierto que a menudo encontramos nuestro destino por los caminos que tomamos para evitarlo, ¿seguiré evitando ser feliz a propósito?, ¿o ya es el tiempo para intentar una vez más ser feliz?

Tal vez sea momento de ser feliz, algún día hay que comenzar, ¿no?

 

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More