Mi hora ideal para dejar una fiesta

0

Es bien sabido por todos que soy medio amargetax y “medio” es un eufemismo, ya sabes, no soy sociable y la simple idea de ir a un evento social, fiesta, boda, reunión, comunión o lo que sea, me da tanta flojera como desagrado por igual, porque no soy del tipo social y soy más bien amargosa. Además habría que agregar que para mí una fiesta ideal, sería con unas 4 o 5 personas, NO MÁS, y por supuesto tienen que agradarme además en mi fiesta ideal no habría música o está estaría de fondo y en un tono muy bajo, la reunión en cuestión estaría en un lugar bien iluminado y preferentemente sería en la casa de una de esas personas; para que la convivencia y la plática sean lo más importante, pero lo más importante de todo sería sentirme a gusto en ese entorno, cosa que es raro que pase.

Y como las reuniones y las fiestas nunca son así, el porcentaje de cancelación que tengo cuando me invitan a una fiesta es muy alto, no es que me guste cancelar a las personas; pero por otro lado, no soy muy sociable, no disfruto mucho las típicas fiestas y prefiero quedarme en casa, para no agriarle a nadie el ambiente con mi cara de felicidad, por cierto, eso de cara de felicidad no es eufemismo, es sarcasmo.

Notas Relacionadas

Tinder para ir a cenar

¿Soy workaholic?

Antidieta del fin de semana

Realmente no me gustan las fiestas, y la culpa de eso es mi lado amargetax, que no se controla.

Pero a veces hay fiestas o reuniones de las cuales es imposible huir, por más que diga que no me gustan o busque razones reales médicas que me eviten ir, a veces hay que ir y ni modo.

En todas esas ocasiones aplico mi hora ideal para dejar una fiesta, esa hora perfecta que me hace sentir que soy capaz de ser sociable, sin matar a nadie, y disfrutar de la fiesta sin muchos inconvenientes. Esa hora como la cenicienta que me deja salir y circular en la vida nocturna de esta ciudad sin ningún problema, y normalmente me regreso temprano, no porque me convierta en calabaza, sino más bien porque mi humor y mis ganas de aguantar a los demás, se hacen calabaza cuando sobrepaso cierta hora de la noche.

Por ello mi hora ideal para dejar una fiesta es justo después del postre o las 10:40, lo que suceda primero.

Esta hora es ideal, porque ya comí todos los tiempos de la cena, tuve oportunidad de conversar un poco, pero lo mejor, es el tiempo ideal para que pueda irme a mi casa, sin sentirme cansada o fastidiada de la fiesta.

Creo que todos los que tenemos un amargetax interno, deberíamos calcular la hora ideal para dejar una fiesta, ese momento que nos permite seguir siendo medio tolerables.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More