Mi carta para los reyes magos

0

A ver si ellos si se apiadan de mí y por primera vez después de muchísimos años, más de 15 creo, a ver si por fin me traen algo de lo que pido en mi carta de deseos; es más, para evitar problemas de que no llegaran mis peticiones, envié por email mi carta, envié un respaldo vía área con mi globo, puse en el árbol mi zapato con otra copia de mi carta, les envié vía tuit el mensaje, los postee en foros y blogs especializados, jajajajajaja, mentira, exagero y nomás pensé en voz alta lo que quería, mmmmmm, ahí está la clave, no les llego mi mensaje y obvio a las niñas que se portan mal, son exageradas y dicen mentiras de que enviaron su cartita a los reyes, a esas niñas, o sea yo, no les traen nada, ni siquiera un carbón.

MMMMMMM, interesante, supongo que también la omisión de acciones producen malos resultados, en este caso no haber enviado con mucha fe mi petición a estos 3 reyes que vienen de oriente.

Notas Relacionadas

Despertar a alguien

La cultura valemadrista

El hijo favorito

Bueno, después del fiasco con Santa Claus que no me trajo ni papás, supongo que ya estaba consciente de lo que pasaría el 6 de enero, de nuevo otra vez nada, jajajajajaja y es que en momentos como este solo se puede reír y claro revisar la cartera para uno mismo comprarse sus cosas.

Una gran lección de la vida, si quieres algo, no se lo pides a nadie, no envías globos mágicos o pones cartitas en el zapato, no, uno hace algo para que suceda. Extraña moraleja de la vida, pero ese es el mensaje que se repite constantemente a una temprana edad, si quieres que algo pase, haces que pase y PUNTO.

Tal vez suene muy cruda o persona amargada, pero eso está muy lejano a la realidad, más bien creo que soy pragmática y descubrí que la única forma de hacer que algo suceda, es hacerlo. Una lección que todos aprendemos desde jóvenes, por ello la carta a los reyes magos no debería estar dirigida a ellos sino a mí.

Querida Yesica:

Hola sí, soy yo, en realidad tú, el motivo de esta carta es para decirte que sé que no me porte muy bien contigo, que hice una que otra cosa loca y extraña que atento contra ti; en mi favor debo decir que en ese momento parecía interesante y divertido, después no fue tanto, pero todo lo que hice, hicimos o hiciste, fue divertido y dejo un poderoso aprendizaje sin importar que eso haya terminado bien o mal.

Además, sabemos bien que no se trata de cosas buenas o malas, sino de experimentar y por supuesto vivir, ahora entendiendo eso podemos dejar claro que no hay personas buenas o malas, sino más bien acciones, pero esas no nos definen sino lo que hacemos en consecuencia.

Ah, rayos, esta cartita de peticiones en lugar de eso se está convirtiendo en un debate filosófico entre tú y yo, entre nosotras, por ello me enfocaré y tratare de centrarme.

Este año quiero muchas cosas, entre ellas muchos objetos, digo, aquel que diga que no le gusta comprarse cosas, estrenar ropa y poseer uno que otro gadget de novedad está mintiendo; sin embargo esas cosas, solo hace falta abrir la cartera y comprarlas, si no te alcance, wey hello, ahorra, la clave de comprar cosas. Pero lo más importante que puedes darme Querida Yesica es lograr todos aquellos objetivos que nos planteamos y para ello hay que trabajar muy duro día a día.

Eso es lo único que quiero de ti, que trabajemos juntas en cualquier loca empresa que surja, porque eso es lo divertido de vivir.

Sinceramente Yes

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More