Me habla para luego ignorarme

1

Really?

Yo sigo sin poder procesar eso, en verdad, tal vez parezca que soy disco rayado, me obsesiono e intenseo con las cosas, pero es que en verdad no comprendo que clase de mente enferma y retorcida te habla, para luego ignorarte, ¿acaso es un nuevo juego del tipo Saw?

Bien, pero debo explicar exactamente mi punto, porque he visto que cuando no balconeo a los demás con santo y seña, la que queda mal soy yo, así que no, esta vez despotricare frente al hecho de que hay algunas personas malitas de la cabeza que juegan con las emociones y sentimientos de los demás.

Ahora no es que, porque alguien me haya ignorado, ya con eso estaré en modo depresivo por 3 años, pero si me dejo molesta, inquieta y pensando en esas personas que hablan solo como una provocación, en verdad, no puedo superarlo hasta que lo analice.

Yo entiendo perfecto, que todas las conversaciones que tenemos a lo largo del día con propios y extraños son susceptibles a ser épicas e interesantes o por el contrario malas y breves, es un volado y todo dependerá de la elocuencia y participación que quiera ponerle tu interlocutor, porque finalmente una conversación, mmmm, que digo conversación, una relación de cualquier índole con otra persona deben existir 3 factores tiempo, ganas e interés eso hará que tengas o no, una buena conversación.

Y no sé, creo que, últimamente son muy pocas las personas que tienen tiempo, ganas e interés de platicar conmigo, eso no me agüita (mucho), pero en definitiva es una cosa muy distinta que alguien me hable para luego ignorarme o sentirse molesto por mis interacciones.

Esa es la razón por la cual últimamente no converso con muchas personas, porque me siento utilizada.

Obvio no lloro (mucho), pero si me siento, harta, defrauda y mi poca fe en las personas se desvanece, porque no se interesan en mí y mis ideas, me siento usada para pasar el rato, y siento que me desconecto cada vez más y más de las personas, que solo quieren relaciones superficiales y banales, cuando yo busco conexiones presuntas que dejen huella.

Pero al parecer mi necesidad de platicar de cosas importantes, de cosas filosóficas, de cosas profundas, hacen que me corten muy rápido; así que, en un intento desesperado por no perder la conexión con el mundo y esas personas, hablo de trivialidades y lo único que me responde es: ok, sip, nop, ajám, o emojis que me frustran.

¿En serio?

Bueno, está bien, son una pinche tarada prejuiciosa antipática sin conversación, va, ok, lo compro, soy la persona que quieres evitar a toda costa para que te hable de sus tonterías. Ok, ok, ok, va, no hay pedo, me voy con mi miserable amistad a otro lado.

Pero lo que me parece inaudito es que, me vaya a mi retiro de amargados, a mi cerro de soledad, vayan a decirme hola, y justo cuando salgo a decir con mi lagrimita en los ojos “gracias por venir, bienvenido”, en ese momento me claven el visto.

¡Que pedo!

Así me paso el otro día, con un “amigo” con el cual no me gusta platicar mucho, porque sus conversaciones siempre son del tipo “aja”, literal es lo único que me dice; pero esta ocasión estaba platicador, y yo era la de “aja”, digo, hay que aprender a comunicarse en su idioma, pero justo cuando me saco de mi buclé de “ajam”, me pone un emoji como diciéndome “calmante, no me abrumes con tus cosas”, y pensé, justo en ese momento, que pedo, me habla para que platique y cuando platico se incomoda por mi platica, ¿neta?

No entiendo a esas personas que te hablan para ignorarte, mejor que me ignoren de lejos, y ya.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More