Maldita sea porque yo sigo escribiendo cuando tengo el autodictado

0
“Jhony estaba” cuando lo que quería decir es “yo ni contestaba” pero son pocas veces las que me hace eso, no siempre pasa y aun así creo que vale la pena fomentar la flojera de no escribir, seguramente al rato ya ni tendré que hablar y podré conectar las cosas a mi cerebro, y probablemente tampoco tenga que pararme ni usar ninguno de mis músculos para usar al máximo la tecnología. ¡Eso si sería vida!

Maldición, y yo sigo usando todos los dedos para escribir mil palabras por minuto cuando podría dictar como 15 palabras al celular en ese mismo minuto y luego enviármelas por mail, mmmmmm, creo que seguiré conservando la vieja y mala costumbre de teclear con todos mis deditos. Pero sí estoy considerando seriamente dejar de escribir en el iPhone, creo que para optimizar tiempo y usar menos el dedo empezare a dictar mensajes de twitter, corres de email, notificaciones de google plus y estatus de Facebook, seguramente será más rápido que usar un vil y torpe dedo.

Voy a empezar a usar el autodictado

Oh, ya recuerdo porqué nunca dicto nada, y no es porque se me olvide apretar el botón del micrófono, claro que no, es por simple privacidad y evitar que mis tontos updates o mis mensajes inbox sean de dominio publico, es más, creo que hasta me daría pena tuitear en viva voz, no sé, tal vez caiga en la cuenta de que si todo lo que escribo/pienso lo digo en voz alta, muy seguramente me daré cuenta que es una gran tontería. Y ese amigos míos es mi mayor temor, digo, no me daría pena decir tweets como este “amo a mi perro”, pero esas son de mis celebres frases menos polémicas, en escala de 1 al 5, siendo 5 el mayor grado y 1 el menor, amo a mi perro no tiene nada que ver con las locuras que escribo que suelen llegar a 15.

Y bueno debo admitir, como que si me daría pena tener una conversación privada con un amigo y que cualquiera pueda escuchar que le digo “$%”#$ $%$#& %&/&%/%&/ %&$%&$” no es que ser grosero este mal, pero tampoco es cosa para presumirse.

¡Supongo que tendré que seguir usando los dedos para todo! Y la utopía que sueño en la que hago lo menos posible, solo pasa en sueños. En fin, por lo menos los ejercitare y estarán sanos y fuertes.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More