Que es lo que te lleva a la decisión de eliminar a alguien de una red social

0

No importa que sea Facebook, Twitter, Instagram, YouTube o Snapchat, (o cualquier otra red), ahora, hoy en día, eso de dar de baja a alguien, “eliminar o no eliminar” a una persona de una red social, es todo un proceso, uno que se gesta durante un lapso de tiempo (algo así como un bebe demoniaco que se gesta en tu mente) y concluye en esa decisión definitiva, y muchas veces irrevocable, la de eliminar a alguien, bueno, obvio, hablando de eliminación y depuración digital.

Notas Relacionadas

¿Qué es un Community Manager?

Reencuentro en Facebook

Vi la noticia en Snapchat

Ahora, hay personas que todo este proceso se lo toman muy en serio, y, de hecho, la simple idea de borrar un contacto de su agenda de teléfonos en el celular, es algo que se piensan mucho, que lo dudan y meditan si en verdad vale la pena borrar a alguien con quien, por cierto, no tienen contacto en años, pero quien sabe, tal vez algún día se ocupe ese teléfono.

Por ello las personas no eliminan esos teléfonos, bueno, no todos somos así, y yo, por ejemplo, me es muy simple borrar un teléfono del celular, digo, si tiene más de 6 meses que no uso ese contacto, ni en WhatsApp, la cosa es fácil y ni me lo pienso.

Pero no todos somos así, y no se puede borrar a alguien tan fácil, y bueno, no debería ser así.

Supongo que esa es la razón por la cual ahora el proceso y la toma de decisión de ELIMINAR A ALGUIEN DEL FACE O DEL CELULAR, es igual de compleja que otro tipo de decisiones al estilo cambiarse de casa, dejar el trabajo, cambiar de auto.

Eso es interesante, la respuesta a la pregunta del porqué es tan difícil ahora eliminar a una persona.

Esto lo digo, porque anteriormente, cuando nacieron las redes sociales, y empezamos a llenarlas de muchos amigos, conocidos y hasta desconocidos, antes era muy fácil borrar o eliminar a alguien, y si algo que decía o posteaban te parecía molesto o desagradable, SIMPLE, lo borrabas y la chingada.

Antes era facilísimo enojarse o dejarse llevar por esas emociones básicas y si un día te agarraban de mal humor y posteaban algo tan estúpido como “hoy es un buen día, disfrútalo”, que ni es estúpido, pero si en ese momento te agarraban en los 5 minutos de eso es estúpido, me cagas por estúpido así que te voy a eliminar por estúpido, antes era así de fácil, no solo eliminar a alguien, sino hasta bloquearlo.

Obviamente, después te encontrabas con esa persona y te preguntaba “¿por qué me eliminaste?, y te sentías mal, y se generaba todo un proceso de culpa.

Que, por cierto, antes, esos años locos y extraños, cuando te eliminaban ibas de menso a preguntar, porque lo había hecho.

Creo que ahora hemos evolucionado mucho y cuando nos eliminan, lo tomas con calma y sabes que la vida sigue, y ni ganas te dan de stalkear a esa persona, solo lo dejas pasar.

Esa misma actitud de alguna manera sabia, es la que nos frena, y ahora, sin importar la cantidad de insultos o molestias que te cause esa persona, lo piensas y lo meditas mucho, antes de eliminar a una persona.

Muy interesante, eso se me hace sumamente interesante el cómo pasamos de eliminar a todos como hobbie, a una actitud totalmente opuesta, y ahora es igual de pensado que la decisión de casarse.

Para eliminar ahora a una persona, debemos pensarlo mucho, debe ser una persona que consideremos totalmente radical, en una forma negativa y sus comentarios radicales, deben cansarnos tanto y progresivamente, que después de mucho tiempo la molestia general contra esa persona debe ser tanta, que lo único que se puede hacer, es eliminarla.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More