Lo malo no es hacer estupideces, es que te cachen

2

Cómo dirían por ahí: pórtate mal, pásala bien Y NIEGALO TODO.

Esa es la clave de la vida, negarlo todo, obvio como buenos políticos hay que seguir el ejemplo de esta clase que desafía todos los roles y estereotipos de la realidad y aunque te tengan filmado o filmada, haya miles de grabaciones de voz, fotos incriminadoras, tags en toda la internet con Facebook, tu sigue negándolo; no eres tú y alguien te quiere incriminar.

Porque en esta vida desgraciadamente las mejoras cosas engordan, lastiman o son ilegales, así que para vivir como si la vida se nos fuera en ello, en vez de pensar en lo que está mal, el qué dirán por primera vez deberíamos divertirnos.

Saben, yo siempre he sido mega ñoña en esto de vivir, no tomo, no fumo, nunca me drogue, nunca me fui de pinta, nunca tuve una borrachera, nunca he estado cruda, no tomo refresco, café o té por eso de evitar las manchas de los dientes, hago ejercicio regularmente de lunes a viernes por lo menos dos horas diarias, procuro siempre caminar, evito las escaleras eléctricas y usar el coche cuando puedo, me gusta reciclar, no soy de antros y prefiero quedarme a trabajar, leer un buen libro o irme al cine o ver una nueva obra de teatro. Y lo sé, eso de ser ñoño y saludable puede resultar muy aburrido y cuando pienso en todas las cosas divertidas que hay en la vida, pienso que no he hecho ninguna de ellas, creo que eso de vivir santurronamente no es vida y por lo menos de vez en cuando hay que portarse mal, y tan mal que eso se convierta en un recuerdo muy vivido, en una experiencia de vida que te haga pensar EN QUE JODIDOS CARAJOS ESTABA PENSANDO, ¿ACASO ESTABA DROGADA?, y es que esos recuerdos que nos hacen preguntarnos y cuestionarnos porque lo hicimos, son las cosas más divertidas del planeta, esas cosas se convierten en las cosas estúpidas que nos hacen sonreír cuando somos viejos.

Creo que todas esas experiencias se convierten en lecciones que en un futuro nos hacen madurar para ser mejores y más sabios, el problema es que ya todos quieren saltarse ese proceso lento y doloroso de maduración, o se dirá madurez, también hay que aplicarla como las frutas.

Cada uno guarda en lo que llama cabeza ese montón de experiencias locas, algunas podrían ser catalogadas como errores, pero de repente equivocarse esta tan mal, que se les enseña a los jóvenes a que hay cosas que por nada del mundo se pueden experimentar porque son malas, OK, lo admito si hay cosas que nadie debería experimentar como drogas o actos ilegales, esas cosas pueden marcarte de por vida y de una forma negativa, pero para todo lo demás porque no hacerlo, porque no arriesgarse a vivir y cometer una estupidez.

Definitivamente no es malo hacer estupideces, lo malo es que te cachen y esa es la lección que a mí me cada que me cachan infraganti o cuando descubren una de mis metidas de pata, así que cuando mis padres, mi hermano o un buen amigo pasa mucho tiempo, pero mucho tiempo, enseñándome, cagandome o regañándome por algo que hice, solo puedo pensar que no hice mal en hacerlo, sino que hice mal en ser lo suficientemente descuidada como para que me cacharan, otra lección cortesía de nuestros políticos.
En vez de pasar mucho tiempo pensando que no debí hacerlo, invierto ese tiempo pensando cómo no me van a descubrir la siguiente vez.

La próxima seguro no me cachan y si me cachan lo voy a negar, yo no fui, aunque bueno hay mentiras que no pueden sostenerse mucho tiempo. Por lo que aseguro la próxima no me cachan.

Supongo que hay errores que salidos de contexto pueden verse como si fueras retrasado mental y necesitarás una intervención urgente, pero cuando análisis el porque te das cuenta que tú también lo hubieras hecho, a veces hay cosas que se tienen que hacer, a veces hay errores que se tienen que cometer una y mil veces, para intentar aprender en el proceso.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More