Las emociones nacen en la panza

0

Bueno, no es tanto así que pensemos y sintamos con la panza, obvio que también suceden en otra parte de nuestro cuerpo; pero sorprendentemente mucho de lo que sentimos comienza en nuestra panza, bueno, no la pansa y me acabo de enterar, seguro tú lo harás conmigo, que nuestro intestino es nuestro segundo cerebro.

Ya lo decía yo, por eso cuando siento emociones extremas o intensas, las siento primero en la panza y encima me dicen “no actúes con las tripas o visceralmente”, a lo que tengo que decir, cómo me dicen eso, si nuestro segundo cerebro, sí puede decir así, esta en nuestro intestino y muchas de las hormonas que son responsables de procesos neurológicos, se producen ahí.

Creo que sobre valoramos como nos afectan nuestras emociones, en nuestro actuar y pensar, y todo se reduce a siento mariposas en el estómago o un nudo en la panza.

Cuando en verdad todo eso sucede en nuestro intestino, que se conecta con el estómago, con nuestra mente, con nuestras emociones.

Y en serio, no es payasada mía, el intestino es nuestro segundo cerebro, ¿no me crees?, chécalo en Google.

Y se dice esto porque los pensamientos y emociones están conectados y el cómo sentimos y vivimos estos estados emocionales, se dan por una conexión entre el cerebro y el intestino, que también es responsable de las hormonas que como te lo decía hace rato, controlan la forma en la que reaccionamos; pero este segundo cerebro, se encarga de las emociones, y esas emociones tienen un impacto en nuestra vida, en nuestra panza, en nuestra mente y nuestras acciones.

Así que es buena idea cuidad nuestro estómago y a nuestro intestino, para que se encuentre en las mejores condiciones para reaccionar al estrés de la vida, las preocupaciones y las emociones.

Ahora comprendo la importancia de la salud, el ejercicio y la importancia de nuestro colon, pancita y procesos digestivos.

Porque estar bien comienza desde adentro.

Esa es la razón por la cual los expertos piden que cuidemos nuestra salud, nuestras emociones, desde la panza con ejercicios como yoga o kickboxing, también escuchar música ayuda a reducir nuestro estrés que afecta a nuestro segundo cerebro que controla las emociones.

Otra buena ayuda para controlar la salud de nuestro intestino, son los probioticos y alimentos como el Yogurth, como Activia que contiene ActiRegularis te ayuda a tener una buena salud digestiva que se traduce en una buena salud y mejor control de las emociones.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More