Experiencia de comprar Groupones

0

Con tantos sitios de descuentos que nos prometen ahorrar millones de pesos, (que es solo su promesa, porque del dicho al hecho hay un gran techo), los consumidores de ahora somos cada día más precavidos con las cosas que compramos y los lugares por los cuales hacemos esas compras; de tal manera que ahora nuestras reservas no es si compramos o no y más bien es que tan fiel será la experiencia de compra y que tanto las letras chiquitas de ese descuento nos harán sufrir.

Y si bien los latinos no somos mucho de usar cupones para ahorrar; ahora con tantos sitios que engloban la experiencia del uso de cupones para tener descuentos, son tantos, que estamos enlistados en muchos portales de descuentos para aprovechar ese cupón, ese descuento que tanto queremos.

En México y América Latina uno de los sitios más populares para comprar descuentos, o mejor dicho cupones de descuento es Groupon, que diariamente agrega nuevas promociones, nuevos groupones de descuento para adquirir servicios o comprar productos con un atractivo descuento; o eso es lo que nos prometen. Si bien, como tal una mala o buena experiencia, Grupon no se hace responsable, por lo menos este portal se asegura de que el nivel de descuentos sea por lo menos mayor al 60%, para asegurarle a sus usuarios que están adquiriendo una ganga.

Eso no se cuestiona mucho, pero cuando se habla de la calidad de los servicios que ofrecen los groupones, eso es lo que deja mucho que desear y hace que las personas se quejen de un mal servicio; pero de forma lo más objetivamente posible como es la experiencia de comprar Groupones, simplemente estas comprando algo. Aunque bueno, el sitio web debería hacerse responsable de que obtengas el producto o servicio que compraste, de la misma manera que lo hace Amazon, Privalia, MercadoLibre o cualquier otro negocio que te vende algo.

Sin embargo hay muchos usuarios que se quejan de no haber obtenido de forma satisfactoria lo que el groupon ofrece en sitios como apestan.com, es más, hasta existe un fan page de la gente que se siente estafada por este servicio.

Ahora, sería interesante hablando de regulaciones, por lo menos mexicanas, ver que instituciones como la Profeco o ConciliaNet revisen el servicio que ofrecen portales como este.

Hay muchas quejas e historias de terror sobre la experiencia de comprar Groupones, pero ciertamente depende de muchos factores y algunos de ellos son el servicio o producto que adquieres y el costo que estas pagando.

Debo decir que en general mi experiencia de comprar Groupones ha sido buena, principalmente porque los groupones que compro nunca pasan los 500 pesos y normalmente son para uso de restaurantes; normalmente cuando adquiero estos servicios la experiencia termina siendo buena. Pero eso sí, normalmente las letras chiquitas pueden romper una buena experiencia.

Por eso es bien importante leer las letras chiquitas, y es que normalmente nos vamos con las cosas que ofrece el groupon, pero lo más importante sería leer lo que no incluye y las cosas extras que tendrías que pagar por la compra de ese producto o esa experiencia.

Hablando de mí, decía que normalmente compro groupones de comida, y en ese caso hay que leer las letras chiquitas de las reservaciones, pago de propina y las especificaciones de la compra que estás haciendo. Y si eso haces cuando compras comida, con más razón deberías leer la información complementaria de otros productos.

Ahora se pueden incluso reservar vacaciones o adquirir servicios en Groupon y si no quieres tener una pésima experiencia, lo mejor es leer y entender las letras chiquitas además de las reseñas de ese servicio en la web.

Recuerda que estas adquiriendo el servicio de un tercero, así que nada como entrar a internet y buscar reseñas en Yelp o Facebook sobre ese servicio que estas comprando para saber si vale la pena o no.

Lo mejor que te puedo recomendar es que siempre compres cosas “baratas” en Groupon, es decir, compres algún cupón por menos de $100, así si pierdes $100 probando la experiencia no te sentirás tan mal como si gastarás unos 10 mil pesos reservando un salón, comprando un smartphone o pagando tus vacaciones.

Sin embargo para tener una buena experiencia al comprar groupones dependerá de que leas las letras chiquitas y antes de comprar leas las opiniones de otros usuarios sobre el servicio que estas comprando; porque una vez que lo compres nadie te devolverá tu dinero, sin importar cual mala o nula haya sido la experiencia.

A mí me ha ido bien cuando compro comida, pero tratándose de servicios de belleza, la última vez que compre un groupon fue para un salón de belleza, que me cobro $900 pesos por hacerme un tratamiento de color, que me dejo igual el cabello. Realmente me sentí estafada porque fue lo mismo, pero definitivamente fue mi culpa por no leer las reseñas de los usuarios.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More