Evitando conversaciones

2

Maldita sea por evitar conversar con la gente, he dañado la integridad física de mi oído izquierdo. Maldita cortesía que tengo para ser descortés.

Bueno también tengo que admitir que me gusta escuchar mi iPod en decibeles insanos, bien me lo decía mi padre TE VAS A QUEDAR SORDA, bueno aun no estoy sorda pero me retumba el oído cuando me muevo, bostezo o hablo, maldita sea, y ni se te ocurra decirme “ve al médico” porque no lo voy a hacer, he evitado olímpicamente asistir al médico desde hace muchos años. No fui ni cuando me queme con el escape de una moto, cuando tuve una contusión en la cabeza, mucho menos ahora que es un simple zumbido, seguro el médico me encuentra otros mil malestares de los cuales la verdad no quiero saber nada.

Notas Relacionadas

Vendedores que te tratan mal

Lo que pensamos antes de dormir

¿Contratar amigos?

Mom´s Celebration de Sparklers

Además estoy segura, más que segura, convencida que en unos pocos días se me pasa, eso sí, tendré que dejar el iPod aquí en mi escritorio para no llevármelo a ningún lado, para así evitar tentaciones de escuchar música peligrosamente alta, ya sabes, en lo que se recupera la estructura interna de mi oído.

Me encanta escuchar mi músico y solo mi música SIN RUIDO AMBIENTAL, sin escuchar a la señora de al lado quejándose de sus hijos, los tontos de allá que hablan de mujeres y tonterías, las fresas de enfrente que andan criticando. Yo solo quiero escuchar mi música, si quisiese escuchar las conversaciones tontas, absurdas e intrascendentes de las demás personas, les preguntaría ¿qué tal, como estuvo tu día?, pero no es así, yo solo quiero oír el sonido melódico de las canciones que atrapan mi mente y me dan terapia sicológica sobre cómo se debe vivir la vida.

Si son varias razones por las cuales siempre traigo el iPod ON, y al máximo, además de que me gusta y me concentra, pero maldita sea, ayer creo que me excedí y ahora por eso tendré que fumarme dos semanas sin música. Maldita sea, si no fuera por mis excesos y me modulara no tendría que dejar de usar mi iPod para evitar conversaciones.

Por cierto, si quieres NO HABLAR CON ALGUIEN y evitar su conversación nada mejor que traer algún reproductor de música zumbando al máximo, en serio, alguien intentará saludarte, hablarte o algo, mientras tu simplemente estas conectado en otro plano físico. Creo que todos aceptamos este protocolo de comportamiento humano.

Eso me pasó ayer en la caminadora yo estaba trotando, con ganas únicamente de trotar, pensando en mis tonterías de costumbre. Cuando el chico del lado derecho, como que tenía ganas de platicar conmigo, obvio no tengo delirios de grandeza, realmente quería hablar conmigo porque veía como me veía por el espejo; entonces volteo al otro lado, cuando 5 minutos después llega otro chico en el mismo plan. A dónde veo ahora para evitar contacto visual seguido de una plática que no tengo ganas de desarrollar, PORQUE ESTOY CORRIENDO, bueno pues trotando.

Ok, ni aun con el mentado aparato al máximo dejaban de mirarme, no hubo otro que subirle dos rayitas más y mirar la consola de la máquina para evitar una conversación que simplemente no quería seguir. Y si se les ocurría hablarme, yo no sería descortés porque no escucharía su voz, así evito ser grosera y me salgo con la mía, siendo grosera.

Lo malo son los pocos osados, que a pesar de mis herramientas de evasión se quedan ahí, hasta que uno los pela, pero igual sigue siguiendo el iPod porque nomas te quitas un auricular y gritas “QUÉ”, “AJÁ”, lo malo es que tendré dos semanas escuchando las burradas de los demás y sin alternativas para evitar a las personas. Ni hablar tendré que recurrir a un plan emergente de actitud descarada, acompañado de un lenguaje corporal arrogante que diga NO QUIERO HABLAR CONTIGO NI DE CHISTE.


This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More