Filosofando El monstruo de los ojos verdes

El monstruo de los ojos verdes

-

Llega un punto en la vida de todo adulto joven  en la que se tiene que parar y dejar de cometer errores (eso quiero hacer en este momento); a estas alturas de la vida, uno no puede culpar a su incompetencia ó a su falta de experiencia, porque si bien ellas pueden ser las causas no son justificantes.

Pero, qué hace que una persona de 26 años, adulta, critica, experimentada, actuar como un animal sin cerebro, una adolescente torpe ó peor aun el temible monstruo de los ojos verdes. Solo hay dos posibles respuestas y son de índole interno, pues, sentimentales e irracionales. Porque después de analizar los hechos encuentras que tus pensamientos enredados te juraron una mala pasada.

Lo que no entiendo es porque tuve o porque llegue a esa fase, porque me convertí en un ser irracional que en vez de respirar y pensar en lo que hace, simplemente actuó mas por instinto de supervivencia o en respuesta irracional, cometiendo aun muchísimos más errores, caminando inevitablemente a un lugar sin salida el cual quería evitar desde un principio.
Me niego a pensar o achacar mi falta de juicio a la simple condición humana, porque al hacer eso, creo que dejo de tener un aprendizaje y busco la salida fácil. Aunque por más que pienso no entiendo porque cometo tantos errores con alguien que me importa tanto.

Desafortunadamente hay un punto que la locura temporal provoca en los demás, en la que esas personas no quieren saber ni pio sobre ti, y creo que tienen toda la razón del mundo. Yo haría lo mismo en su caso, aunque me encuentro en la gran dicotomía de pedir un second chance y entender que es posible que no se me dé.
He cometido muchos errores en mi paso por este camino, a todos nos ha pasado; pero este es primer tropezón y caída que tengo que me duele muchísimo, el primero en el que en verdad me siento a sobarme y a pensar en todo lo que rompí por ser un caballo desbocado.

¿Qué es lo peor de convertirse en el monstruo de los ojos verdes?
Lo peor de llegar a esta fase es mirar atrás y ver todo lo que rompiste en tu lapsus brutus, y es peor cuando te duele el hecho que no puedas pegar ni con pegamento los pedacitos de aquel florero que tanto te gustaba y que tiraste en un impulsivo acto.

Ahora, creo que esto continua siendo un manifiesto abierto a mi estupidez humana y me pongo vulnerable frente al mundo, pero la verdad no me importa, incluso se me hace un comienzo muy romántico o un final muy filosófico, porque solo espero una sonrisa como respuesta, un hoy impulsivo y cariñoso o un silencio torturablemente aceptable.

¿Ustedes que piensan?, me perdonarían por tener una naturaleza 100% pesimista y un poco dramática, bueno un mucho. Le darían la oportunidad a esta humilde loca que los quiere con todo el corazón y que comprende la naturaleza de sus actos. Ó les pido de favor sean benévolamente tajantes que un rotundo NO.

Aunque creo que esta vez para comprobar que voy a dejar de ser pesimista y ver le vaso medio vacío, estoy segura que me perdonarán.

Previous articleEntrevista a Groupon México
Next articleAlgo chistoso
Yeshttps://elblogdeyes.com
Bloguera de hueso colorado desde el 2008. Porqué siempre hay algo que decir yes@elblogdeyes.com

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Últimas Noticias

Hombres: cómo tener éxito en una dating app

Tener éxito en una dating app es como un buen juego de  ajedrez: se trata de estrategia, no de...

El timing no es correcto

Alguna vez te ha pasado que nunca es el momento, bueno tendría que explicar más mi teoría...

Gracias por destruir mi fantasía

Maldita gente amargada que va esparciendo su miseria por el mundo destruyendo las fantasías de las personas....

¿Te la crees o no te la crees?

A veces simplemente el éxito es cuestión de actitud y proyectarla, sostenerla para que el mundo crea...

Diferencias entre tragaperras clásicas y tragaperras on line

Con el boom de los casinos, el termino tragaperras o tragamonedas es algo que últimamente escuchamos muchísimo,...

Estar confundido

Hacía tanto tiempo que yo no estaba confundida, es más, presumía de ello; una gran armonía y...

No te pierdas...Buenísimo
Recomendados para ti!