El dolor no es tan malo

0

Me pregunto, porque todos evitamos a toda costa el dolor, como si fuera lo peor que nos puede pasar en esta vida; algo un poco, solo un poco, peor que experimentar aburrimiento.
El dolor termina siendo algo que evitamos a toda costa en esta vida, y reaccionamos de forma violenta, salvaje y agresiva para defendernos y protegernos del dolor, o ante cualquier amenaza de experimentarlo.

Ya sabes, primero de niños huíamos de forma compulsiva e irracional a las inyecciones, por miedo al dolor físico que podíamos experimentar; conforme crecemos, esa misma reacción compulsiva e irracional a otros miedos o amenazas de dolor, nos hacen actuar como niños, y antes eran inyecciones, ahora tal vez el dolor puede ser, evitar relaciones, experiencias o cosas que nos dan miedo.

Ah, me pregunto, porque ahora el miedo y el dolor están tan asociados, es muy curioso, y lo es aún más, ver como se tiene una gran aberración al dolor, y como hacemos cualquier cosa posible, para evitarlo.

Bien, seguro a estas alturas de la lectura, ya hay muchas inquietudes o mejor dicho reclamaciones para mí, obvio, porque equipare el dolor con el aburrimiento, y lo principal, qué clase de persona querría experimentar el dolor de forma voluntaria, sin pelear, sin poner alguna objeción.
La respuesta que tienes es, que seguro alguien muy masoquista, alguien que disfrute del dolor, emocional o físico, y solo ese alguien es capaz de defenderlo y hablar abogando por el dolor, alguien muy loco que pregunta ¿por qué se evita el dolor?

Cuando es algo obvio, para todos, incluso debería serlo para mí, ya que esta vida, una muy corta, por cierto, y no estamos hechos para experimentar dolor, no estamos para vivir aburridos, y no deberíamos nunca vivir malas experiencias, porque insistió, la vida es corta, y para algunos, también la vida es loca.

Así que, cual es el embrollo, ya no hay pierde, el dolor es algo que se evita y punto final.

Pero, alguna vez te has puesto a pensar que el dolor no es tan malo, que el dolor es parte de vivir, es parte de crecer y evitarlo, es la manera más corta, para nunca aprender las grandes lecciones de la vida.

Además, no hay que olvidar que en el dolor hay mucho amor, no todo acerca de vivir una experiencia dolorosa es malo, y es que solo cuando hay un profundo amor por algo, es cuando aparece el dolor.

Y la única manera para no experimentar dolor, es no amar.

¿Ya me están siguiendo?, ¿ya saben a dónde voy?, y si bien amor y dolor, no son, ni deberían ser sinónimos, son cosas que van de la mano, y no se puede amar, sin saber que va a doler, y no puede existir dolor, sin existir el amor.

El dolor no es tan malo

Por cierto, del dolor se puede aprender, no todo es malo, no toda la experiencia de sufrir te hace daño, a veces, bueno no a veces, y casi siempre, las experiencias de dolor te hacen crecer.

Y el otro día leía algo muy interesante sobre el dolor y el sufrimiento.
Decía que el dolor es un sentimiento genuino, natural, legítimo y necesario para vivir, para aprender, para arriesgar, el dolor es parte del proceso natural de la vida y hay que entender que en cualquier momento vamos a experimentar dolor físico o emocional, no hay que olvidarlo nunca, ni tratar de evitarlo, el dolor es parte natural de la vida nos guste o no, pero el sufrimiento es otra cosa, es una elección.

El dolor es necesario, en el dolor hay mucho amor, experiencia y es parte de crecer, pero el sufrimiento no, y para dejar de sufrir, hay que aceptar el dolor y el proceso que tiene en nuestra vida.

El dolor tiene una función en nuestra vida, el dolor es algo que no podemos evitar, el dolor es algo que nos hace crecer, pero sufrir, sufrir es otra cosa, y es una elección personal.
Eso es lo que deberíamos evitar en esta vida, el sufrimiento, en vez del dolor, ya que el dolor no es tan malo, como parece.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More