El amor no debe de ser simple, pero si debe ser fácil

0

Una gran verdad que no deberíamos olvidar nunca, así como para que te lo grabes en la cabeza así que repítelo hasta que te lo aprendes: el amor no debe de ser simple, pero si debe ser fácil.

Y es que a veces en la búsqueda de alguien a quien amar, terminamos metiéndonos en muchos embrollos y dificultades; en relaciones tan caóticas y difíciles que parecen salir de una historia del Marqués de Sade, con historias en las que se funde el placer, el dolor, la ira, el amor, el desprecio, la complejidad y muchas cosas de ese tipo.

La pregunta del millón ¿por qué?, ¿quién nos dijo que así es el amor?, ¿por qué nos atascamos en esas relaciones de mierda que solo nos hacen muy infelices y nos trauman por mucho tiempo?, ¿por qué?

A todos nos pasa, o mejor dicho nos pasó, no lo niegues y por lo menos alguna vez en la vida nos hemos ido a meter a la boca del lobo y por gusto propio terminamos en una relación muy complicada, tanto que de solo pensarlo asusta; pero como en ese momento estamos enamorados/emocionados no nos ponemos a pensar en las consecuencias de esa relación y mucho menos pensamos en nuestro bienestar a largo plazo; porque esas relaciones difíciles son muy intensas, como subirse a una montaña rusa con picos muy elevados y caídas muy profundas, con emociones tan fuertes, que nos hacemos adictos y terminamos mucho tiempo metidos en relaciones difíciles y complejas, que simplemente nos desgastan y nos dejan sin ganas.

Por eso me parece muy sabia esa frase:
El amor no debe de ser simple, pero si debe ser fácil

Pero como no tenemos eso en mente cuando estamos iniciando una relación, terminamos quedándonos más del tiempo necesario con personas complejas, después de todo, todos buscamos el amor de una forma imperiosa, así que cuando se encuentra, pues te aferras, sin importar que sea difícil o tormentoso.

Además, nos han vendido muchísimo la idea de que así es el amor, de que debe doler y mucho, de que debes sufrir para que sea amor del bueno y si encima de esto, si esa persona es complicada, errática y te hace sentir muy intensamente todas esas emociones, bingo, te sacaste la lotería.

Pero, porqué, porque nos metemos en tanta complejidad y dificultad.

Ahora, yo sé, esas relaciones son muy intensas y terminas amando mucho a esa persona, que sería lo importante, pero por esas mismas complicaciones hacen que sea misión imposible tener una relación con ellas.

Por eso hay que recordar que el amor no debe ser simple, pero si debe ser fácil.

Y es que existe la idea errónea de que, si una relación es fácil, es algo peor que conformarse; porque el verdadero amor es complicado y tormentoso, pero ¿quién dijo tal estupidez?, el amor y todas las relaciones que tenemos deben ser fáciles, deben ser agradables, y deben ser algo que nos dé gusto tener.

Ahora yo sé que no hay relaciones simples, porque nosotros mismos no somos simples, pero sí debería ser fácil estar con alguien y quererle.

Creo que a eso se debería resumir una experiencia ¿es fácil quererte?, si la respuesta es no, soy de la creencia qué hay que seguir buscando.

Si quieres encontrar más reflexiones sobre amor del bueno, amor del malo o las relaciones modernas, te recomiendo ver la película Todos queremos a alguien, cinta donde se explica perfectamente bien lo que es estar en una mala relación con alguien a quien adoras, yo sé, esas personas suelen ocupar todo el espacio de tu corazón y nunca se les deja de querer, pero su ausencia deja espacio para que la persona correcta pueda entrar.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. AcceptRead More