¿De qué trata el anime Tekken: Bloodline de Netflix?

Tekken: Bloodline

Tekken: Bloodline

Netflix recién estrena en su catálogo, la nueva serie Tekken: Bloodline, y, si eres fanático del mundo del anime, pero, no sabes nada de la franquicia Tekken, seguro te preguntarás, ¿de qué trata?

¿De qué trata el anime Tekken: Bloodline de Netflix?

El anime Tekken: Bloodline de Netflix, es la primera adaptación en formato serie anime, del popular videojuego de peleas de arcade, Tekken (también conocido como Puño de Hierro), en la actualidad este videojuego es producido por Namco para Bandai Games, y se encuentra disponible para PlayStation y Game Boy Advance, y básicamente la trama del videojuego de Tekken, son las peleas que tienen lugar en el torneo del Puño de Hierro, de eso trata esta adaptación de anime.

Tekken: Bloodline

En esencia, este anime retoma el poco material de origen que hay de la trama del videojuego, para meterla en una historia que explora el trasfondo familiar de Jin Kazama, para llenar los huecos del videojuego y ayudarnos a entender más a fondo los motivos de venganza del protagonista, en una nueva historia que involucra a los personajes clásicos del juego: Ogre, Jin Kazama, Heihachi Mishima, y hasta podemos ver un poco de Kazuya Mishima, con estos personajes que regresan al torneo del Puño de Hierro para buscar la gloria, además, obvio, de cumplir sus intereses personales.

Pero, no pierdas de vista, mucho del desarrollo del anime de Tekken: Bloodline son las peleas, aunque, como ya te lo decía, también explora el pasado familiar de los Kazama, dándole forma a esta nueva serie, la cual está llena de peleas, artes marciales y por supuesto venganza.

Aunque se hubiera deseado un poco más el desarrollo de la trama, sin embargo, finalmente este anime no está tan mal, y destaca sus peleas en un estilo de animación muy bueno, bastante fiel que te hará recordar al videojuego y te hará sentir que su historia cobra vida a través de esta serie animada.

Con una duración de menos de 3 horas, con 6 episodios Tekken: Bloodline se sitúa entre Tekken 2 y Tekken 3.

Salir de la versión móvil